Archivo del blog

Antes de empezar con la historia lean la descripción de los personajes aquí arriba

17 ene. 2012

Capitulo 9

-No saben lo agradecida que estoy de que me dejen estar aquí- dijo Alyse cortando el tenso silencio en el comedor. Los padres de Spencer asintieron fríamente. No estaban muy felices de que Alyse se estuviera quedando con ellos.


A Spencer no le había quedado de otra que dejar que Alyse se quedara en su casa luego de esa llamada desesperada, no era que no la quería allí, el problema eran sus padres. El no les había dicho nada del embarazo de Alyse, es mas, se los tuvo que confesar todo atrevas de una llamada telefónica ya que sus padres estaban de viaje. Obviamente la noticia no los emociono mucho, mas bien Spencer les tuvo que suplicar para que dejaran que Alyse se quedara con ellos. Al final aceptaron, claro, con sus condiciones. La primera era que no podían tener ningún tipo de contacto físico, por lo menos no enfrente de ellos. Los dos dormirían en cuartos separados, la cual era una condición aceptable. Alyse se quedaría en una de las habitaciones de huéspedes de la casa de los Powell, esta estaba totalmente alejada de el cuarto de Spencer, bueno, estaba alejada de la mayoría de habitaciones ya que estaba en el tercer piso, junto al ático.


Era de noche. Ella y la familia de Spencer estaban cenando. Esta era la primera cena donde estaban todo juntos. La familia de Spencer era totalmente contraria a la de Alyse, bueno, lo que solía ser la familia de Alyse. Los Powell eran fríos y distantes. Catherine, la madre de Spencer, era una mujer de 45 años, era delgada y pequeña, su pelo era corto y negro, tenia un flequillo recto que casi le cubría los ojos. Siempre se vestía increíblemente formal, al igual que su padre, Michael Powell, el cual era un hombre que rondaba ya los 60 años. Este, al igual que su madre, no era muy cariñoso, es mas, casi no hablaba, al menos no con Alyse.


Alyse, para no desentonar, también se vistió formal. Se puso clásico vestido negro, esperando que el color le ocultara un poco el vientre que ella creía que tenia, y unos tacones del mismo color. Sobria pero hermosa.


- Te ves linda- le susurro Spencer. Alyse sonrió mientras tomaba otro bocado del delicioso salmón rosado que el chef personal de los Powell había preparado.


- Esto esta delicioso- dijo tratando ser agradable. Spencer le sonrió y sus padres, otra vez, se quedaron en silencio. Ella suspiro silenciosamente. No sabia que decir para que al menos le sonrieran. Spencer le tomo la mano como muestra de apoyo. 


El "mesero", por llamarlo de algún modo, se paro junto a ella. En su mano tenia una botella de vino. La inclino para servirle en la copa vacía de Alyse.


 - Oh, no- Alyse no midió su fuerza al tratar de detener que le sirviera. Lo que hizo que la botella se inclinara violentamente hacia el lado contrario, donde estaba sentada la Sr. Powell, todo el liquido color sangre salio volando cayendo en la perfecta y pulcra ropa de la mama de Spencer. Alyse se puso extremadamente roja, no podía creer lo torpeza que acababa de cometer. - ¡Lo siento tanto!- dijo tapando su boca con un de sus manos. Ella se levanto tomando la servilleta que estaba en sus regazos, se acerco a ella y trato de quitarle el exceso de vino por toda la ropa.


- ¡Para! Estas manchando la servilleta.- dijo enojada. Ella tenia las manos en el aire, tratando de no mojarse la manos con el vino.


- Tranquila, mamá, fue un error- le dijo Spencer.


- Lo siento tanto, Señora Powell, enserio no fue mi intención.- le dijo Alyse avergonzada.


- Creo que es hora que vayas a dormir, Alyse- hablo por primera vez el padre de Spencer, este se levanto de la silla para acompañar a Alyse- No, Spencer, tu no. Necesitamos hablar contigo.


Alyse lo miro y el la miro a ella. Luego salio rápidamente del comedor.


Estaba increiblemente avergonzada. Toda su cara estaba hirviendo, su mejillas estaban mas encendidas que nunca.  Subió al segundo piso y luego al tercero. Entro rápidamente a la habitación y cerro la puerta suavemente. Esta habitación en lugar de animarla la deprimía aun mas de lo que estaba. Los únicos colores que habían allí eran el blanco y el gris lo que le daba un ambiente frió y hasta aterrador, nada comparado con la antigua habitación de Alyse la cual extrañaba tanto. Se sentó a la orilla de la cama y tapo su cara con sus manos. En ese momento quería literalmente que la tragara la tierra. No se podía ni imaginar las cosas que decían de ella  allí abajo en el comedor. Seguro que la echarían. Ahí si ya no tenia un plan, tendría que vivir en la calle. 


Alyse ahora dependía al 100 por ciento de Spencer. Sus padres ya no le daban la mesada que solían darle. Los padres de Spencer se tendrían que encargar financiera mente del bebe que venia en camino si Alyse no ideaba alguna forma de ganar dinero. 


La puerta se abrió repentinamente, cosa que asusto a Alyse. Spencer entro rápidamente y cerro la puerta.




- No deberías estar aquí- dijo Alyse relajándose de nuevo. Spencer se sentó junto a ella y la tomo de la mano- No sabes lo avergonzada que estoy de todo lo que ocurrió en el comedor- Alyse se volvió a poner roja al revivirlo-¿Me van a echar?- pregunto un poco asustada. Spencer se rió.


- Claro que no, tonta. No dejaría que hicieran eso, y si lo hicieran pues me iría contigo.


- Bueno, pero me imagino que ahora me odian. Yo me odio.


- Claro que no te odian, Aly, por favor, tu eres como una hija para ellos, te conocen desde que naciste. Si, talves están un poco enojados, pero aun así te quieren. Tu sabes que ellos no son muy cariñoso o demostrativos. Pero, vamos, tu los consideras como tus segundos padres.


- Los únicos padre, de echo, mis primeros padres me abandonaron por si no te acuerdas. 


-Cierto- eso había enojado a Spencer, aunque, al igual que Alyse con sus padres, el consideraba a los Peterson como sus segundos padres, aun no creí que lo habían echo. Esa acción había cambiado por completo la imagen que el tenia de ellos. Los Peterson siempre habían sido cariñosos, amable y muy acogedores, tanto que Spencer no se avergonzaba de decir que en algún momento de su vida deseo que fueran sus padres. Pero todo había cambiado.- Pero sabes que estoy aquí, acompañándote, apoyándote.- tomo su mano dulcemente.- Te amo.- Alyse sonrió y clavo su mirada en el piso seña de timidez. El teléfono de Alyse empezó a vibrar, este estaba colocado en el centro de la cama. Alyse se estiro y lo tomó. Un numero desconocido.


- Debe ser alguna de las porristas, deben estar preocupadas- dijo Alyse mientras presionaba el botón verde para contestar.- ¿Hola?


- Hola- era esa vos que no quería oír. Esa voz que la hacia volver de nuevo a la dura realidad.Benjamin.


- Spencer, es mejor que te vayas, tus padres van a sospechar, y para serte sincera no quiero causar mas problemas.- Alyse trato de sonar tranquila y natural. 


- De acuerdo, Aly- le dio un beso en la frente- Que tengas dulces sueños. Te amo.


- Yo también. - lo acompaño hasta la puerta y luego la cerro.-¿Que quieres?- dijo ya sentada en el borde de la cama. 


- Veo que no le has dicho nada a Spencer.-sonaba un poco decepcionado.- No te voy a mentir, tenia la ilusión que me dieras esa sorpresa.


- Yo también voy a ser sincera, confesarle todo a Spencer no están en mis planes. Ni ahora ni nunca.- Alyse la enojaba que fuera tan insistente- Ademas, Benjamin ¿cual es tu problemas?¿eh? Primero me gritas y me humillas y luego andas detrás mio según tu "cuidándome". Y ¿Que hay de tu esposa? No es que me importe ni que tenga celos, pero digo, ese comportamiento deja mucho que desear, la engañas, le mientes, me llamas a escondidas, porque estoy segura que ahora mismo estas en tu auto u oculto en el baño. Pero digo, si por alguna razón te aceptara estar contigo déjame decirte que no serias muy buena pareja.- las palabras salían de su boca apuradamente, se ocupaba de alguien con mucha concentración para llevarle el hilo.


-¡¿Que?! Me regañas cuando tu estas en las mismas con Spencer. - Benjamin se mostraba incrédulo- Ademas, no creas que me estoy declarando, porque lo único que me importa es mi bebe.


- De acuerdo, eso me lastimo.-dijo- Pero tienes que entender algo, este bebe- inconscientemente toco su abdomen- no es tuyo, es mio... Y de Spencer. De nadie mas.


- Ahora tu me lastimaste. 


- Tu comenzaste.- se defendió.


-Eres la persona mas inmadura que eh conocido ¿sabes?, eres egoísta y egocéntrica.Vas destrozando los sentimiento de los demás y ni siquiera te das cuenta, no, peor aun, te das cuenta pero no te importa.¿Crees que Spencer es tan idiota para creerse todas tu mentiras?¿Crees que cuando se entere te va seguir queriendo? Alyse, abre los malditos ojos, ¡es una misión suicida!


- ¡ Cállate!- interrumpió- Tu no sabes absolutamente nada de mi. Crees que solo porque te acostaste conmigo me conoces de pies a cabeza.¡Pues no!- trato de controlar el volumen de su vos para que nadie oyera- Déjame decirte que aquí el único inmaduro y egoísta eres tu. Bien me doy cuenta que este acto de madurez al querer hacerte cargo del bebe no es mas que una farsa.


-¿Crees que todo es un acto? Alyse, date cuenta que soy la unica persona que esta contigo. Tus padres te abandonaron y es solo cuestion de tiempo para que Spencer tambien lo haga.- Alyse se quedo callada, no creía lo que acaba de decir- ¿Alyse?


-Como... ¿Como sabes que mis padres me abandonaron?- no sabia porque pero la avergonzó que dijera eso.


- Llame a tu casa, pero me dijeron que ya no vivías allí, después me dieron este numero.


- ¿Como te atreves a decirlo así porque así? - ese tema era delicado para Alyse, aun no lo había terminado de asimilar, aun no estaba lista.


-Lo siento. Fue poco delicado de mi parte, pero aun así lo que te dije es cierto.


-¿Como es posible que cada vez que hablamos encuentras una manera de ofenderme o herirme?


-Conozco a las chicas como tu, Alyse, chicas millonarias que toda su vida han vivido en pequeñas bolas de cristal, alejándose completamente de la realidad. Chicas que creen que todo es perfecto, y que toda la gente es buena. Creen que el mundo gira alrededor de ellas, creen que las personas son sus sirvientes y que solo viven para complacerlas. Déjame decirte, Alyse, que yo no estoy aquí para decirte lo que quieres oír. No todo es perfecto y creo que ya te diste cuenta de eso. De ahora en adelante tu ya no eres la que importa. Es el bebe. Lo que el quiere, lo que el necesita, lo que es mejor para el. Y ahora las decisiones que estas tomando te benefician a nadie mas que a ti. - Alyse no sabia como sentirse ante tal discurso, se quedo callada un minuto tratando de analizar todo. La lastimaba, la avergonzaba,pero lo peor de todo era que en el fondo sabia que era cierto.


-Benjamin, tu no sabes como todo esto me hiere- hablo cuando por fin tuvo la fuerza. Alyse estaba apunto de ponerse a llorar por lo tanto su vos sonaba diferente.- Si, talves es algo cierto lo que dices. Por eso mismo tienes que entender lo difícil que es todo esto para mi. Mi vida se esta destrozando frente a mis ojos.... Y no puedo hacer nada para evitarlo.- su voz se quebró en la ultima oración.


- Alyse- suspiro- Tomar la decisión correcta en estos momentos va a disminuir las repercusiones que todo este problema vaya a traer a tu vida. No te digo que tu vida vaya a ser como antes, porque eso es imposible, pero lo único que va a hacer es darte una ayuda extra. Cosa que no vas a recibir si sigues así como estas.- Alyse no sabia que decir. Tenia un nudo en su garganta y cerebro. Benjamin al ver que no respondía suspiro- Es tu decisión, Alyse. Yo no voy a dejar de insistir. Siento mucho si esto fue muy duro para ti, pero luego me lo agradecerás. - colgó.


Alyse tiro el teléfono fuertemente. Habían muchos sentimiento a la misma vez. Odio, ira, tristeza, confusión. Ya no sabia que pensar, no sabia que hacer. Trato de ahogar sus sollozos con la almohada pero eso solo logro que su llanto se volviera mucho peor. 


Alyse, una persona que siempre se había considerado cuerda y racional, ahora había perdido la noción de todo.





3 comentarios:

*Kuroneko* dijo...

Creo que esta vez Benji tiene razón sobre Alyse. Digo, aparte... ¿No la hace sentir mal quedarse en la casa de Spencer cuando, bueno... está embarazada de Benji? Hija de putaaa >.< Me tiene loca,qué querés que te diga XD ¡Pobre Spencer, encima tiene esos padres...!
Me encanta, me encanta~ y siempre me dejás con la intriga. No tardés en publicar, por favor >.<

Aprendiz de escritora♥ dijo...

Benjamin tiene toda la razón, Alyse esta siendo demsiado egoista.
Esta cometiendo un error tras otro y me temo que las consecuencias no le gustaran mucho :/

Por cierto no se si me recuerdas, yo solia seguirte en tu antiguo blog.
Recuerdo que lo encontre en eslamoda una noche y me quede hasta las cuatro de la mañana leyendo un capitulo tras otro, blogger cerro mi cuenta aun no se porque, pero lo hizo y perdi todos mis blogs, mi novela, mis seguidores y todos los blogs que seguia. Estuve buscando como loca tu blog, recordaba que la url decia algo como loveamor y lo ponia en google pero nada, luego recorde que Sarita tambien te seguia pero ella tambien borro su blog y cuando abri mi blog nuevo llegue al blog de la ventana de miranda y vi que alguien llamada cris comento y aqui estoy!
Y me di cuenta que eres tu gracias a Sarita que acabo de ver que hizo un blog nuevo y rayos me hace tan feliz encontrarlas de nuevo a ambas!
No se si tu me recuerdes me llamo Sharon y ahora escondo ridiculamente mi identidad Xd bueno eso es todo y espero que publiques pronto porque me has dejado demasiado emocionada!

Aprendiz de escritora♥ dijo...

No tienes que sentirte avergonzada!
si soy esa Sharon Xd
Muchas gracias por seguirme y todo eso(: