Archivo del blog

Antes de empezar con la historia lean la descripción de los personajes aquí arriba

27 nov. 2011

Capitulo 2



Hay veces en la que una simple decisión espontanea y que se difraza de diversion y locura termina marcando tu vida por completo y no una buena manera. Dicen que la juventud es para divertirse y para realizar cosas inolvidables, pero claro, siempre de manera responsable. Pero ¿porque solo la juventud? ¿No debería ser derecho de todas la personas poder hacer algo loco e inolvidable a cualquier edad? Pues no, ser adulto es igual a ser maduro, y la personas maduras son responsable y racionales con sus decisiones, Benjamin tenia muy claro ese pensamiento, claro hasta que esa inolvidable noche ocurrio y cambio todo lo que el era. Trataba de tranquilizarse pensando en los muchos profesores que lo hacían, pero si lo pensaba mucho lo hacia sentirse peor. Se sentía nervioso, sentía que era vulnerable, cosa que no sentía ya hace mucho tiempo, sentía que su futuro estaba en manos de un chica a la que ni siquiera conocia. Benjamin solo sabia que Alyse era hija del senador Peterson, Jonathan Peterson, eso lo hacia peor, era un senador, un senador podía hacer lo que quisiera con el. Aunque Alyse le había dicho que no se lo iba a decir a nadie, y no sabia porque pero sintió que podía confiar en ella, pero eso no hacia que se descuidara. Últimamente Benjamin había estado estresado y tenso y su esposa Camille había empezado a notarlo.




- Mucho trabajo- se excusaba diariamente, pero Camille lo conocía y sabia que eso no era lo que le pasaba.




- No me mientas, cariño, se que algo mas te pasa- Camille rodeo la mesa en donde Benjamin estaba desayunando y se sentó en sus piernas.




- No te miento, es cierto, hay mucho trabajo, es mas, ya se me esta haciendo tarde- trato de quitarse a Camille de encima. Ella lo miro perpleja. El trato de suavizar el asunto y le dio un beso en la frente.- Te quiero.




- Pero, amor, apenas son las 8 y 30, si no me equivoco hoy tu primera clase es a las once.




- Si, pero hoy hay competencia de natación, y tengo que vigilar. Como te digo, últimamente tengo mucho trabajo.- Camille asintió y le paso su maletín, Benjamin lo tomo pero en ese instante este se abrió y dejo caer todo los papeles que llevaba allí dentro.- Maldición- dijo irritado mientras se agachaba a rejuntar. Camille hizo lo mismo. 




Dicen que aveces las cosas pasan por una razón, que el destino siempre esta en busca de algo y que se empeña hasta lograrlo, también dicen que aveces son simplemente coincidencias, aunque en este caso fue un muy rara coincidencia.  El examen se Alyse estaba colocado perfectamente encima de todas las demás hojas, y como si no fuera suficiente su esposa lo tomo. 




- Wow, un 100, y eso que dicen que tu clase es difícil- dijo mientras miraba el examen de Alyse. Benjamin se lo arrebato rápidamente de sus mano y lo metió en el maletín junto al resto de las hojas. Luego salio sin decir un palabra. Camille lo miro extrañada ¿Que bicho le habrá picado?-pensó-










Alyse yacía junto a las demás animadoras sentada en un circulo a la par de la piscina, estaba estirando y calentando para su actuación. Tenían que animar a su equipo de natación, el cual por supuesto era liderado por Spencer, su novio. La natación era el principal deporte en ese instituto, cada vez que había una competencia las graderías se llenaban de chicos gritando y apoyando a su equipo. Hoy les tocaba competir contra un colegio privado de Leuven, y por supuesto todos estaba seguros de que el instituto de Leuven ganaría, no solo porque tenían a Spencer, sino porque era campeones regionales.




Alyse vio como los chicos que integraban el equipo de natación empezaban a entrar detrás de su entrenador, de ultimo iba su querido Spencer, llevaba un paño alrededor de su cuello y tenia puesto su bañador deportivo. Alyse se levanto rápidamente y corrió hacia donde el estaba. Se reunieron en un tierno y amoroso abrazo. 




- ¿Como estas?- pregunto Spencer mientras se separa tan solo unos centímetros de ella.




- Estoy emocionada- dijo sonriendo- Estoy segura que tu vas a hacer que tu equipo gane.




- Bueno, si estas tu haciéndome porra pues ¿como no?- la abrazo de nuevo. 


- Ten cuidado, ¿si? No te vayas a lastimar o acalambrar- Alyse enserio se preocupaba.


- Tranquila. Tu cuidado te resbalas y caes a la piscina, como esa chica de la vez pasada.


- Tratare de evitarlo- se rió.


- Por favor el capitán de cada equipo acercarse a la piscina- el oficial de control hablo por un megáfono  Spencer miro a Alyse y sonrió.


- Buena suerte- dijo Alyse nerviosa.


- Para ti también- Spencer empezó a correr hacia donde le indicaron. Alyse lo siguió con la mirada y luego salio corriendo hacia donde estaban las animadoras.


-¡¿Preparadas?!- grito mientras se colocaba en su posición. Todo el escuadrón hizo lo mismo. Apenas oyeran el pito que indicaba el inicio de la competencia iniciarán con su rutina.










A Benjamin le toco vigilar la competencia con la profesora de matemáticas, la cual era gran fan de toda clase de deportes por lo tanto nunca se perdía esta clase de competencias.




- Es obvio que va a ganar nuestro equipo, digo, tienen al chico pez


-¿Al chico pez?- Benjamin no sabia a que se refería con eso.


- A Spencer, Spencer Powell. El nadador estrella. Ese que esta sentado en la banca. Siempre compite de ultimo.- dijo mientras se inclinaba hacia delante y apoyaba sus codos en sus rodillas.




- Oh, ya veo. Nunca vengo a estas competencias- trato de excusarse. 


- ¿Como te puedes perder una cosa como esta? - dijo sin prestar mucha atención- Oh mira, ya va a salir Spencer.




Spencer se quito el paño de su cuello, se puso la gorra rápidamente y los anteojos negros. Se coloco en la orilla de la piscina en frente de su carril en posición para saltar. El pito sonó y todos los competidores se tiraron y empezaron a nadar lo mas rápido que pudieron. 




- Ya veo porque le llaman el hombre pez- Spencer ya llevaba la delantera- ¿Como se llamaba?




- Spencer Powell- respondió rapidamente. No sabia porque el nombre se le hacia conocido. No era alumno de el, pero había algo que lo relacionaba con el.


- ¡Spencer!¡Spencer!- gritaban las animadoras, pronto la multitud les empezó a hacer eco. Sin darse cuenta empezó a buscar entre las animadoras a Alyse, pero no estaba allí. Busco por toda la multitud pero tampoco la veía, era raro, ya que estaba seguro que la vio cuando llego.  La multitud empezó a gritar como loca. Spencer Powell había llegado de primero. Coloco su mirada en la piscina de nuevo y la vio, estaba recibiendo y felicitando a Spencer con un beso en la orilla de la piscina. Claro-pensó- Spencer es el novio de Alyse


- ¡Y los ganadores son los del equipo del Instituto de Leuven!- grito el anunciador animado. La profesora que estaba junto a Benjamin empezó a gritar como loca, lo que hizo que todo el mundo se le quedara viendo, incluyendo Spencer y Alyse la cual miro a Benjamin y le sonrió. Benjamin y Alyse nunca hablaban, era como si hubieran olvidado el echo de que hace un mes se habían acostado, pero claro estaba, ninguno de los dos lo había olvidado en lo absoluto, por mucho que lo quisieran ese recuerdo les daba vueltas en la cabeza atormentándolos y haciéndolos sentir culpables.


- Alguien se ve celoso- dijo la profesora cuando todos quitaron la atención de ella.


- ¡No estoy celoso! ¿De que hablas? ¡Ella es solo una estudiante! Me ofende que pienses eso- Dijo Benjamin a la defensiva.




- ¡Tranquilo! Hablo del entrenador del otro equipo- Benjamin lo miro, estaba rojo como un tomate y tenia el ceño fruncido, miraba de mala gana al equipo que estaba celebrando su victoria- Pero ¿De quien hablabas tu? 


- No de nada- Benjamin había metido la pata.- Mejor nos vamos antes que toda esta gente nos aplaste. -Benjamin se levanto fingiendo no ponerle atención a la profesora. Salio rápido de lugar. Necesitaba aire fresco inmediatamente.


Salio al patio y se apoyo en una barranda que había alli. Respiro lenta y profundamente. Su mayor miedo era que alguien descubriera lo que habían echo, se sentía aterrado con solo pensar en la forma que lo juzgarían se ese secreto saliera a la luz publica, no, eso no debía pasar, seria inaceptable. 




- ¿Profesor?- la suave y dulce voz de Alyse sonó a sus espalda. Todo el ejercicio tranquilizante que había echo se había ido a la mierda. Se corazón se agito inmediatamente. Se volteo y sonrió  Alyse estaba parada frente a el con su uniforme de animadora, en su mano sujetaba un maletín que se le hacia muy familiar.




- Hola, Alyse- dijo educadamente, Benjamin era bueno fingiendo tranquilidad.


- Dejo esto en la gradería- Alyse le entrego el maletín. Pues claro, era el suyo.


- Gracias, mira nada mas que despistado que soy- dijo tomándolo.


- De nada- Alyse sonrió. Otra vez ese silencio incomodo y tenso que siempre los atrapaba cuando hablaban. Los dos miraban a diferente lugares.




- Eh... Dile  a tu novio que felicidades- Benjamin corto el silencio.




- Claro se lo diré- Alyse se veía nerviosa- Para que sepas, no le e dicho a absolutamente nadie lo que paso entre nosotros, y espero que tu hayas echo lo mismo- susurro acercándose un poco a Benjamin el cual sentía un nudo en su garganta. Tenia la fe de que no tocaran ese tema.




- Yo tampoco le e dicho a nadie- dijo mirando para todo lado vigilando que nadie los oyera.




- Que dicha, estaba preocupada- otra vez ese silencio incomodo.




- Tengo algo para ti- Benjamin estaba feliz de encontrar algo con el cual romper toda esa tensión. Abrió su maletín y saco el examen con el cual su esposa se había impresionado esa mañana. Alyse lo tomo y sonrió.- Felicidades.




- Gracias. Sabe, enserio me gusto el libro que nos hizo leer, muchos dicen que es aburrido pero a mi en lo personal me encanto. - Alyse empezó a caminar hacia atrás aun viendo el examen- Siento que me relaciono mucho con la historia- en es momento abrio la puerta y desapareció . Benjamin se asusto.













3 comentarios:

♥Queen Sara♥ dijo...

O.O ¿Siento que me relaciono mucho con la historia? Hummm, me huele a que eso fue una amenaza... no sé, por algo él se asustó ¿O no? A lo mejor vio que alguien los oyó... ¡Ah, especulaciones! ¡¡¡Me voy a leer lo que sigue!!! Está buenísima la historia Cris. Es un placer leerte de nuevo.

Attt: S@r!t@.

*Kuroneko* dijo...

Sé que está casado, y no sabemos mucho, y etc, pero... me gusta Benji~ y ahora me da todavía más lástima su esposa D: En serio, Alyse debería haber pensado antes de meterle los cuernos a Spencer... aunque, recordando un par de cosas, me cae algo mal. ¡100 en la prueba de inglés! Una chica inteligente, parece XD.
Me imagino tanto a Benja como a Al (perdón por los apodos, me da pereza escribir todo el nombre XD)
rubios, tipo ingleses... contradecime si no es así XD.
Ya me voy a leer el restoo~

Aprendiz de escritora♥ dijo...

Casi lo descubren!
pero eso no provoco sospecha alguna?
.__.